Insomnio

Mientras otros duermen, yo doy vueltas y más vueltas arrugando las sábanas, enredándome en el edredón, con el colchón quemándome la espalda.
Mientras otros duermen, la noche se ríe de mí con una risa de dientes afilados y aliento fétido.
Mientras otros duermen,
yo escribo.
Mientras otros duermen
y la ciudad se sume en la oscuridad,
mis luces siguen encendidas como un faro para almas perdidas y naufragadas en el océano del insomnio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s